Ronda Feminista: ¿Cómo avanzamos hacia sociedades del cuidado?

La vida en el centro

El 10 de noviembre realizamos una ronda de conversación e intercambio feminista para hacer la relación entre las políticas macroeconómicas que se están llevando adelante en la región, en general de ajuste mal llamadas «de austeridad», y la vida cotidiana de mujeres y disidencias.

Estuvieron presentes feministas de varios pa´íses que se encontraban en Buenos Aires para asistir a la XV Conferencia Regional sobre la Mujer de Cepal y ONU Mujeres.

Feministas en ronda. Arte de Ailén Possamay. Foto: Dafna

El encuentro fue coordinado por Vanina Escales, responsable del trabajo transversal de género del CELS y Verónica Gago investigadora y militante feminista y contó con la presencia de Mónica Benicio, concejala de Río de Janeiro (Brasil) arquitecta urbanista feminista y lesbiana. También estuvieron presentes activistas feministas de Colombia, Uruguay, Ecuador y República Dominicana. Con una sala colmada del Hotel Meliá se sucedieron diversas reflexiones sobre cómo pensar una sociedad del cuidado en un contexto de ajuste como el que se está dando en casi todos los países de la región.

En los últimos años los transfeminismos idearon nuevas formas de construcción colectiva, transversal, y de intervención en el espacio público. Se apropiaron de herramientas de lucha como la huelga, en el caso del #8M, porque todas somos trabajadoras, con o sin ingresos, con o sin reconocimiento, y todas llevamos una carga injustamente desigual de tareas de cuidado respecto de los varones.

En ese contexto resulta necesario repensar ¿Cómo afecta el ajuste económico a la construcción de sociedades de cuidado? En ese sentido Mónica Benicio aseguró: “Ante los reajustes económicos las mujeres son las que más sufren en la sociedad. Y eso impacta directo en los cuidados, en los cuidados generales. Entonces es importante que la política de cuidados esté en el centro del debate de la política pública. Que el Estado piense las políticas de cuidado como de política pública, porque si se recortan los presupuestos, sea de la Educación, sea de Acción Social, eso termina sobrecargando más a las mujeres. Entonces es importante que la política de cuidados esté en el centro del debate de la economía.”

Brasil con Bolsonaro volvió al mapa del hambre del mundo y este es el primer compromiso del cuidado que hay que superar. Brasil no tiene un sistema integrado de cuidados pero sí tenía un sistema de bienestar social con diversos espacios en el área de salud, educación y trabajo doméstico remunerado; en eso hubo un enorme retroceso con Bolsonaro y lo principal ahora es poder recuperar esos espacios”, agregó Graciela Rodríguez, del Instituto Eqüit y la Red de Género y Comercio (Brasil).

Las tareas de cuidado son el trabajo más extendido e invisible, que sostiene a la sociedad y que hace un aporte económico al orden productivo. En ese sentido surgen algunos interrogantes ¿Qué producimos cuando nos dedicamos a cuidar?, ¿Quién se apropia de ese trabajo? El no reconocimiento de esas tareas es la plusvalía que les quita horas de trabajo entregadas al sostenimiento de la vida, a las tareas reproductivas que apuntalan a cada miembro de la familia, tareas que mantienen el sistema social en marcha como el cuidado y la transmisión de normas sociales.

Nosotras reivindicamos el aporte del trabajo comunitario que hacen fundamentalmente las mujeres, sobre todo, en los sectores de menores ingresos -dijo Norma Sanchís, de la Asociación Lola Mora y de la Red de Género y Comercio- Son las mujeres las que en las crisis han salido a compensar allí donde el Estado no llega. Nos parece que de la mano de los cuidados comunitarios podemos reformular una idea de cuidados desprivatizada, colectiva y colaborativa y ese es un aporte importante en un sistema neoliberal, que parece que nos formateara a todos y nos dejara sin espacios para pensar la realidad.”

La Ronda feminista fue organizada por la Asociación Lola Mora, Ciedur, Instituto Equit, la Red de Género y Comercio, Andhes, el Grupo de Investigación e Intervención Feminista, Católicas por el Derecho a Decidir, CICSA, CELS, LatFem, Proyecto Generar y el Observatorio de Género y Políticas Públicas.

Los afiches/murales son obra de Ailén Possamay.

Foro Feminista: la vida en el centro

Hacia sociedades del cuidado

Luego de la apertura, se realizó el primer conversatorio, titulado «La vida en el centro: desafíos hacia sociedades de cuidado feministas, ecológicas y con justicia social«.

F: Sol Avena

Los temas abarcados fueron la visibilización y el reconocimiento económico y social de los trabajos de cuidados, el reconocimiento al derecho a cuidar y ser cuidadx en las distintas esferas (hogar, estado, mercado y comunidad) en particular de infancias, personas mayores, personas con discapacidad y enfermas. La autodeterminación y el autocuidado. La corresponsabilidad de los cuidados entre los géneros. Superación de la división sexual del trabajo. Interdependencia social. Distribución social de la riqueza. Programas de protección social para trabajadoras formales e informales. Modelos de transición productiva para el cuidado del agua, de la tierra y de las comunidades indígenas y campesinas. (Des)endeudamientos nacionales y domésticos. Ciudades del cuidado. Cuidado de los cuerpos y territorios. Situación de mujeres y niñas desplazadas por crisis ambientales.

Participaron del panel: Yaneth Vargas Sandoval de Colombia, Terry Ince de Trinidad y Tobago, Graciela Rodríguez de Brasil y Paola Yáñez de Bolivia.

Las periodistas feministas Gretel Galeano (Catamarca, Argentina) y Juliana Gómez Nieto (Quindío, Colombia) lo moderaron.

El acto de apertura y los conversatorios pueden verse en el siguiente link

F: Sol Avena

El segundo conversatorio fue titulado «Construir la vida que queremos: organización lesbotransfeminista frente al modelo capitalista violento, neoliberal, extractivista, colonial y heterocispatriarcal». Y abarca temáticas como los peligros frente a reformas laborales y previsionales. Contra la neoliberalización de los tejidos sociales. Impactos de los modelos de desarrollo extractivistas y neoliberales en la vida cotidiana de las mujeres y personas LBTIQ+. Participación política feminista. El desafío de los gobiernos progresistas de la región y análisis de propuestas en discusión. Articulaciones y alianzas entre movimientos. Contribución de los distintos modos de activismos feministas. Luchas por ampliaciones de derechos. Protección de las defensoras ambientales y de derechos humanos. Derecho al futuro. Reformas judiciales lesbotransfeministas. Derecho a la Vivienda con perspectiva de géneros. Derecho a la vivienda con perspectiva de géneros. Derecho a una vida libre de violencias.

Las panelistas fueron: Tarcila Rivera Zea, de Perú; Sergia Galván, de República Dominicana, Fernanda Vazquez, de México y de la red jóven; Maritza Velazquez Estrada, de Guatemala y Verónica Azpiroz, de Argentina y Mapuche. Moderaron las periodistas feministas Milagro Mariona (Tucumán, Argentina) y Julieta Pollo (Córdoba, Argentina).

¡¡Empezó el Foro Feminista!!

Foro Feminista de la XV CRM de AL y C

7 de noviembre

Llegó el día tan esperado. Comenzó el Foro Feminista con la presencia de 2.000 feministas de toda la región.

En el Espacio de la Memoria y los Derechos Humanos arrancó la jornada con una ceremonia indígena que realizaron las compañeras de diversas procedencias, etnias y culturas. Estuvo presente el reclamo por las mujeres mapuche que aún siguen detenidas injustamente, algunas de ellas con sus hijes pequeñes.

Ceremonia indígena de apertura del Foro. F: Manuela Mariani

Más de 2.000 feministas presenciaron el acto de apertura del Foro, al que fueron invitadas a hablar las autoridades que colaboraron para que pudiera realizarse el encuentro: Sol Goldstein, la coordinadora del Espacio Memoria y DDHH, Marita Perceval, Secretaria de Políticas de Igualdad y Diversidad, Ana Güezmes, directora de la División de Asuntos de Género de la CEPAL, Maria Noel Vaeza, directora Regional de ONU Mujeres para las Américas y el Caribe y Ayelén Mazzina, recientemente nombrada ministra de las Mujeres, Géneros y Diversidades de Argentina.

F: Sol Avena

«Con los feminismos, los cuidados y la vida en el centro», tal la frase que sintetiza las reivindicaciones que el movimiento feminista impulsa desde hace décadas y este año llevará a los gobiernos reunidos en la Conferencia de Cepal

El grupo organizador del Foro Feminista recibió a las compañeras llegadas de toda la región con este video:

Video de presentación del Foro Feminista de la XV CRM

El grupo organizador del Foro dio así la bienvenida y dio comienzo a las actividades del día.

Algunas de las organizadoras. F: Sol Avena

Entre las tramas sociales y el Estado: Experiencias territoriales y comunitarias de cuidados

Evento paralelo XV CRM

Miércoles 9 de noviembre

13.15 a 14.45 hs

Entre las tramas sociales y el Estado: Experiencias territoriales y comunitarias de cuidados. Para caracterizar y compartir experiencias de nuestra región que aborden la dimensión comunitaria y territorial de los cuidados,

Convocan: CISCSA Ciudades Feministas, Asociación Lola Mora y ONU Mujeres, en alianza con Alcaldía de Bogotá, Gobierno Municipal de Belem do Pará, Instituto Nacional de las Mujeres de México, Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad, Ministerio de Obras Públicas de Argentina y la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), convocamos a este evento paralelo en el marco de la XV Conferencia Regional de la Mujer.
📆 ¿Cuándo?: Miércoles 9 de noviembre
⏰ Horario: 13:15 a 14:45 hs
📍Lugar: Salón Auditorio del Centro de Convenciones del Hotel Sheraton (San Martín 1225), CABA.

La participación es libre, con inscripción previa, sujeta a cupos.
Formulario de inscripción: https://bit.ly/EcCuidados
Se requiere inscripción previa para quienes no están acreditadas/os en la Conferencia

Protección social, cuidados e igualdad de género: desafíos frente a las políticas de austeridad

Taller regional presencial en el marco de la XV CRM

Miércoles 9 de noviembre

15 hs. Hotel Meliá.

El taller el el cierre del ciclo Fortalecer los cuidados y la seguridad social, relaziado durante el mes de septiembre de 2022 de manera virtual.

El taller que se realizará paralelamente a la XV Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe de CEPAL tiene por objetivo poner en debate las políticas de cuidados como uno de los pilares de la protección social en el marco de las políticas de austeridad y la deuda, y al mismo tiempo generar un espacio de reflexión para el intercambio de mejores prácticas internacionales, desafíos y oportunidades en la materia entre expertos/as, sindicalistas, integrantes de organizaciones feministas, académicos/as y activistas, como Dao Santos (Brasil), Verónica Serafini (Paraguay), Alma Espino (Uruguay), Ana Falú, Lucía Cirmi y Valeria Esquivel (Argentina). En la reunión se examinarán las experiencias sobre nuestras luchas comunes por la justicia económica y de género, y sobre todo el rol del Estado y de las políticas públicas, así como el rol del monitoreo y los mecanismos de la rendición de cuentas. 

Una nueva concepción de la protección social de carácter más inclusivo e igualitario requiere dar pasos hacia la ampliación de la cobertura y de los beneficios que esta contiene. PNUD señala la necesidad de construir pisos nacionales de protección social para ir paulatinamente ampliando las
garantías “tanto de manera horizontal (es decir a más personas) como verticalmente (es decir, garantizando más beneficios)”. La importancia de los cuidados para la sostenibilidad de la vida y la necesidad de garantizarlos para todos y todas debe incorporarse en el marco de una visión universalista e igualitaria de la protección social. Ello requiere diversificar los asuntos a atender y repensar y recrear los mecanismos de la protección social.
En el marco de los temas generales de la seguridad social, de las nuevas propuestas, como los mínimos de protección social, y desde una perspectiva consistente en asegurar la sostenibilidad de la vida se plantea un abordaje innovador a la temática. Para eso se contempla la necesidad de una política oficial de cuidados que apoye y complemente el trabajo de cuidados y defienda el reconocimiento del “derecho al cuidado”, la igualdad de género y el desarrollo humano. Así mismo se exploran formas de financiamiento
de la protección social, incluyendo la creación de un fondo global.
Con el objetivo de contribuir al logro de mejores políticas sociales post-pandemia y expandir los pisos de
seguridad social en América Latina reduciendo las desigualdades creemos que es imprescindible que la sociedad civil se informe, organice y movilice. Para fortalecer la incidencia política de la sociedad civil en favor de la protección social en América del Sur hemos realizado un ciclo de conferencias (virtuales) con la participación de organizaciones diversas de la sociedad civil (feministas, sindical, ecuménicas, etc.) y expertas y expertos en la materia.
A continuación, los links de las videoconferencias realizadas en el mes de septiembre:
  1. Fortalecer los cuidados y la seguridad social 

2. Los cuidados comunitarios en tiempos de COVID-19

3. Cuando el Estado falta a la cita: la (in)sostenibilidad de la vida
4. Lo que la pandemia nos dejó: transformaciones necesarias

Foro Feminista de la XV Conferencia Regional sobre la Mujer de AL y C

¡¡Falta cada vez menos!!

El próximo 7 de noviembre se realiza en el Espacio público de la Memoria (Ex Esma) el Foro Feminista de la XV Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe de la CEPAL. Desde marzo la Red de Género y Comercio viene trabajando junto a muchas otras organizaciones y redes sociales feministas de la región en la construcción de este foro de la sociedad civil que prepara una declaración. Este documento será presentado a los gobiernos reunidos en la Conferencia de Cepal, cuyo tema este año es «La sociedad del cuidado como horizonte para una recuperación sostenible con igualdad de género».

El Foro comienza a las 9 h. Se espera la participación de 2.000 feministas de organizaciones y redes de distintos lugares de Argentina y de toda América Latina y el Caribe.

Aquí podés ver el Programa completo del Foro Feminista

Habrá una ceremonia indígena de apertura, un acto con presencia de autoridades de instituciones que apoyaron la construcción de este foro, y a continuación dos conversatorios con participación de referentes feministas de LAyC.

En la plaza del predio habrá una feria feminista y comida fresca para almorzar. Luego se realizarán 5 talleres donde podrán participar todas las concurrentes.

Por último se realizará una asamblea donde se discutirá y aprobará el documento de la sociedad civil, que será leído el día 9 de noviembre en la XV CRM.

El Foro será transmitido en vivo

En ESPAÑOL
En INGLÉS
En PORTUGUÉS
En FRANCÉS

Redes del Foro Feminista: 
Medium
Instagram
Facebook

Un Foro Feminista para incidir en las políticas regionales

Mariana Iturriza y Mariana Paterlini

Una nota de Latfem

El Foro Feminista de la XV Conferencia Regional sobre la Mujer de América Latina y el Caribe de la CEPAL viene a sumarse a una extensa genealogía de encuentros en los que las feministas de la sociedad civil se organizan para hacer oír sus voces a los gobiernos.

El 7 de noviembre tendrá lugar en el Espacio Memoria y Derechos Humanos (Ex ESMA) una jornada tan intensa como potente: más de 2.000 feministas de organizaciones de toda la región se darán cita para discutir acerca de las demandas más urgentes y necesarias en materia de políticas de géneros. Estas serán presentadas a los gobiernos de los países reunidos en la XV Conferencia sobre la Mujer de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), organismo dependiente de la Organización de las Naciones Unidas.

El Foro Feminista comenzó a organizarse en marzo por un pequeño grupo de colectivos que fue creciendo hasta transformarse en una gran organización, con presencia de mujeres, LBTTINB+, afrodescencientes, indígenas y migrantes de diferentes generaciones, urbanas y rurales, de muy diversas latitutes, y promete ser un hecho político de gran relevancia. 

Que este año la Argentina sea sede es un hecho prometedor, ya que el movimiento feminista de este país constituye una referencia importante para toda la región, debido a la masividad y popularidad de sus acciones, así como a las conquistas en materia de derechos que ha logrado en las últimas décadas. 

El carácter intergeneracional del Foro le otorga un valor agregado. Participan en él algunas históricas feministas que acompañaron las primeras Conferencias de la Mujer, en la década del ´70, o estuvieron en la IV Conferencia mundial de la Mujer de Beijing (1995), junto a quienes en los últimos años dieron cuerpo en las calles a la marea verde y al movimiento Ni Una Menos, e incluso les más jóvenes que protagonizan los reclamos por más y mejor acceso a una educación sexual integral. 

“El espacio de organización del Foro Feminista es en sí mismo un espacio de fortalecimiento. Participar en su organización supuso un enorme aprendizaje donde nos nutrimos de las diferentes realidades geográficas, agendas y luchas que viene encarando el movimiento a lo largo y ancho de Latinoamérica y el Caribe. De esta forma, las más de 200 organizaciones que forman parte del grupo promotor tuvieron un rol protagónico que se vio reflejado en la metodología de trabajo y en las actividades previstas para este 7 de noviembre. Además, es una oportunidad de encuentro en la que aunamos esfuerzos para abordar desafíos que, como movimiento, venimos arrastrando”, comparte Fernanda Rotondo, coordinadora del Área de Género de ANDHES (Abogados y abogadas del noroeste argentino es derechos humanos y estudios sociales).

El programa del Foro Feminista para el día 7 incluye la realización de dos conversatorios con presencia de referentes del feminismo de la región, talleres temáticos y, antes del cierre artístico, una asamblea plenaria de donde saldrá el documento que leerá la sociedad civil ante la CEPAL, dos días después.

Este año, bajo el título “La sociedad del cuidado: horizonte para una recuperación sostenible con igualdad de género”, los ejes de la XV CRM girarán en torno a los cuidados. La temática constituye una reivindicación de larga data del movimiento feminista, cada vez más popularizada debido, entre otros factores, a pensadoras como la italiana Silvia Federici, que han contribuido a visibilizar la distribución sexogenérica inequitativa y desigual de las tareas de cuidado no remuneradas en el hogar, y todas las desigualdades que se derivan de esta. La pandemia también hizo lo suyo y los cuidados pasaron a ocupar un lugar de relevancia en la agenda pública por primera vez en la historia.

“Los foros alternativos de la sociedad civil (no siempre se llamaron foros feministas) tuvieron un papel relevante en las Conferencias regionales y mundiales —cuenta la socióloga Norma Sanchís, presidenta de la Asociación Lola Mora de Argentina—. De hecho, es el impulso de estos feminismos el que lleva a la creación de estas instituciones internacionales. Desde los años ´70, sobre todo desde sectores académicos, feministas de la tercera ola, con mucha producción intelectual, menos movimentistas, pero con discursos de alto nivel, desde la antropología feminista, las inglesas, las norteamericanas, y justamente son los gobiernos de Estados Unidos y Europa, que tenían fuertes movimientos feministas, los que impulsan en 1975 la primera Conferencia Mundial de la Mujer en México”. Dos años más tarde se realiza la primera Conferencia Regional de la Mujer de Latinoamérica y el Caribe en La Habana, Cuba.

Feministas de la sociedad civil en la XIV CRM, en Chile, 2020.

Mar del Plata 1994: un foro con muchas historias

A pesar de que entonces no existían el correo electrónico ni las redes sociales, las feministas se las ingeniaban para encontrarse en el marco de estas Conferencias internacionales. Argentina fue también anfitriona de la Conferencia en 1994, cuando se realizó la Sexta en Mar del Plata. Eran épocas de gran incertidumbre para el feminismo argentino. El gobierno neoliberal y conservador de Carlos Menem había creado el Consejo Nacional de la Mujer, presidido por la feminista Virginia Franganillo, mientras negociaba en la convención de reforma constitucional la creación del Día del niño por nacer.

“Mar del Plata fue durísimo”, recuerda Ana Falú, arquitecta y directora ejecutiva de CISCSA Ciudades Feministas , “a mí me tocó sostener por ser argentina, y teníamos muchas dudas del apoyo del gobierno, que finalmente lo retiró”. Las delegaciones de mujeres de toda América Latina se encontraban en el hotel Provincial cuando el gerente llamó a Ana para decirle que nadie había pagado los servicios, por lo que había que poner 30 mil dólares si no querían terminar todas en la calle. “Y ahí viene la anécdota del cheque, que fue más bien una estrategia de esas que nos damos las feministas, para ganar tiempo. Yo con cara de póker, le dije ́ningún problema, le hago un cheque´. Y le hice el cheque. Después llamé al banco en Nueva York y dije: ¡Me acaban de robar la chequera; por favor no paguen esos cheques!”. Ana no tenía idea de cómo terminaría la historia. Afortunadamente estaba rodeada de feministas; primero Peggy Andrews le prestó 25 mil dólares, y luego acudieron las directoras de Unifem en Argentina, Ana María Brasileiro, Branca Moreira Alvarez, Guadalupe Espinoza, Mónica Muñoz -“porque hay que nombrarlas”- y pusieron el dinero para devolverle a Peggy y para lo que fuera necesario. “Y con esas mujeres terminamos hermanadas, amigas para siempre, porque depositaron un voto de confianza; y así pudimos realizar el foro en el Provincial”.

El documento aprobado por la Conferencia ese año tenía un pronunciamiento a favor de los derechos reproductivos de las mujeres y las feministas del Foro habían tenido bastante que ver en eso. Argentina no firmó ese artículo (se dice que ´lo encorchetó´) y Virginia Franganillo, Norma Sanchís —que ocubapa un cargo directivo—, y el resto del equipo renunciaron. 

Ana Falú reflexiona sobre las diferencias entre aquellos foros feministas y el que hoy se está organizando: “Creo que lo maravilloso del desafío hoy es que somos… ¡miles! ¡Millones! Este es el desafío: que tenemos un nuevo actor político, que son las jóvenes mujeres en la calle demandando sus derechos. En Argentina, en toda América Latina, en el Caribe y en el Mundo.

La XV CRM

A partir del 7 de noviembre, durante cinco días, el principal espacio intergubernamental para el debate sobre los derechos de las mujeres en la región reunirá a las altas autoridades de sus 46 países miembros y 14 asociados con el objetivo de llegar a acuerdos para promover políticas públicas en torno al cuidado. Tras las negociaciones, las autoridades sentarán los ejes que delinean la Agenda Regional de Género centrada en la autonomía y los derechos de las mujeres para los próximos años. Además, evaluarán el estado de cumplimiento de acuerdos internacionales y propondrán recomendaciones de políticas públicas. 

Los días que dura la Conferencia, la agenda se llena con los eventos de la agenda oficial y con reuniones paralelas, pues la Conferencia es arena propicia para negociar puntos específicos y conseguir apoyos de otros países y de las autoridades de la CEPAL y ONU Mujeres. Estas reuniones pueden tener un impacto directo en políticas públicas, tal como ocurrió cuando, tras la reunión que la ex ministra Gómez Alcorta sostuvo con la Secretaria Ejecutiva de la CEPAL, Alicia Bárcena durante la Conferencia de 2020 en Santiago de Chile, se anunció la creación del mapa federal de cuidados, que releva los servicios de cuidados que efectivamente funcionan a lo largo y ancho de la Argentina, visibilizando los recursos disponibles para aliviar las tareas de cuidado que habitualmente recaen especialmente en las mujeres e identificando las mejoras necesarias y pendientes.

Uno de los grandes logros que se autoadjudica el movimiento feminista es que la CRM de la Cepal está dirigida precisamente por feministas. Sin embargo, muchas veces, van por delante de los gobiernos. “En los temas de la mujer, la Cepal ha impulsado siempre políticas vanguardistas, y trata de ir consensuándolas con mayor o menor suerte, de acuerdo a cómo vienen las corrientes gubernamentales políticas de la región —explica Norma Sanchís—. Todos los consensos han sido progresistas y permitieron avances, pero muchas veces se lograron a costa de grandes esfuerzos e ir consensuando palabra por palabra, con gobiernos que se niegan a aceptar algunos de ellos.”

El documento producto del Foro Regional que las feministas de Latinoamérica y el Caribe llevarán adelante el 7 de noviembre en Buenos Aires constituirá un aporte a los compromisos que asumirán las autoridades de Latinoamérica y el Caribe en la Conferencia. 

Las organizaciones llevan ya un tiempo trabajando para delinear los ejes principales del documento, y para asegurarse de contar con representación de compañeras de todos los países miembros de la región, así como de los distintos grupos y sectores que conforman el tejido social: compañeras indígenas, campesinas, migrantes, refugiadas, trabajadoras, personas con discapacidad, sindicalistas, sectores populares, amas de casa, desocupadas, jóvenes, adultas mayores, travestis, transexuales, lesbianas, entre otras. 

“La organización de este Foro significó un gran esfuerzo y estamos muy contentas de poder decir que será el más numeroso hasta ahora. Esto nos permite tomar conciencia de las potencialidades del movimiento feminista, que no para de crecer. Trabajamos mucho para poder garantizar la participación de compañeras de diferentes sectores, grupos, y geografías, para tratar de garantizar que nadie se quede afuera. En el camino, hemos encontrado apoyo tanto en el mismo movimiento feminista como en instituciones como ONU Mujeres y el Ministerio de las Mujeres, Géneros y Diversidad. Estamos convencidas de que el movimiento feminista es enorme y diverso y estamos seguras de que este foroserá el reflejo de eso”, comparte Fernanda Rotondo.

Seguí al Foro Feminista en sus redes: 
Medium
Instagram
Facebook

DE ESO NO SE HABLA. Los cuidados paliativos

Un artículo de Graciela Jacob

El movimiento feminista viene luchando desde hace décadas para que las tareas de cuidados sean reconocidas, valoradas y retribuidas como correctamente. Los cuidados son una parte fundamental de la vida, pero permanece en gran parte invisibilizada. No se habla de ellos y se los da por hechos. En este sentido, los cuidados paliativos no son la excepción y superan con creces ese silencio ya que, incluso para quienes reivindican la centralidad de las tareas de cuidado, las asocian mayormente al cuidado de niños y niñas: ¿por qué se habla tan poco de esta temática que es tan significativa y a la vez tan poco conocida, divulgada y tomada en cuenta?

Vivimos en una sociedad que desvaloriza y descarta a quienes no son jóvenes ni productivos para el mercado y que posee enormes tabúes para hablar de la muerte. Los cuidados paliativos se asocian precisamente a la vejez, a los cuidados que reciben las personas en los últimos momentos de la vida, o a enfermedades terminales como el cáncer. Sin embargo, las personas que demandan cuidados paliativos son de diversas edades y patologías.

Debido a la prolongación de la vida en nuestra sociedad, cada vez más personas precisan de estos cuidados. En Argentina, son 65.000 por año, pero solo accede el diez por ciento, a pesar de que los cuidados paliativos constan como un derecho en el Código Civil argentino y son objeto de una Ley. Así como sucede con los cuidados en sentido amplio, en los cuidados paliativos se dan desigualdades de acceso según el nivel socioeconómico de las personas y se reproducen las desigualdades de género. Entre las personas adultas mayores hay una gran mayoría de mujeres y también son mayoría entre quienes trabajan en cuidados paliativos.

El modelo de salud que proponen lxs paliativistas hace estallar el sistema de salud imperante, y propone una relación humanizada entre médica/o y paciente, considerado como una persona que no es solo un cuerpo que sufre, sino que tiene una biografía y que, fundamentalmente, es un sujeto de derechos. Estos derechos incluyen la autonomía y la libertad de decisión para aceptar o rechazar tratamientos, incluidos los que prolongan la vida. Se trata de un tratamiento integral para mejorar la vida de las personas con enfermedades limitantes, así como de sus familias.

Graciela Jacob es socióloga y médica especialista en cuidados paliativos. Es una de las coordinadoras científicas de la Red de cuidados, derechos y decisiones en el final de la vida del CONICET, un grupo interdisciplinario conformado por profesionales de la medicina, filosofía, psicología, psiquiatría, antropología, economía, bioética, abogacía, entre otras. Practica, enseña e investiga la medicina de cuidados paliativos y sus efectos en las personas y familias que los reciben.

Impactos de la crisis del COVID en mujeres de sectores populares

Estudio cuantitativo

Paola Benassai y Daniela Rey

Se trata de una trabajo de investigación cuantitativo que tuvo como principal objetivo el análisis de las consecuencias de la crisis sanitaria, económica, alimentaria y de cuidados en mujeres del partido de Moreno (provincia de Buenos Aires, Argentina) durante la pandemia.

Con entrevistas realizadas a mujeres de tres localidades de Moreno, tiene además el propósito de colaborar con el diagnóstico de la situación de desigualdad de los sectores urbanos y periurbanos en la pandemia y post pandemia y proponer iniciativas de acción comunitaria y políticas públicas para mejorar su situación.

Género y mercado laboral en Uruguay y la región: secuelas de la pandemia

Publicación

Desde una perspectiva de género, los análisis sobre las repercusiones
de la situación originada por la pandemia y las medidas para mitigar
sus efectos nos han mostrado el impacto sobre las desigualdades entre
hombres y mujeres. En general, este impacto ha contribuido a ampliar
las brechas de género poniendo en cuestión los procesos de autonomía,
independencia personal y empoderamiento económico de las mujeres.

Alma Espino, Daniela de los Santos y Mayra Fernández Ripa (Ciedur) realizan un análisis de la situación de las mujeres y las desigualdades de género en Uruguay, especialmente con relación al empleo y los ingresos como resultado de la pandemia y la crisis que ésta desatara. Para cumplir con este objetivo se describen y analizan las principales medidas de política para enfrentar la pandemia y sus efectos sobre las condiciones de vida de las personas y los hogares, así como la evolución de los principales indicadores del mercado laboral y las modalidades de empleo remoto. Complementariamente, se discute la importancia de la carga de cuidados que ha afectado principalmente a las mujeres debido a varias de las medidas implementadas para reducir la movilidad y evitar los contagios. Posteriormente, se sugieren orientaciones de política que se desprenden de la evidencia presentada.

ENDIVIDAR-SE PARA VIVER: o cotidiano das mulheres na pandemia

Relatório de pesquisa

A fim de compreender melhor o processo de endividamento das mulheres brasileiras das classes populares em relação à sua inserção no mercado de trabalho formal ou informal durante a pandemia, realizamos uma pesquisa qualitativa do tipo estudo de caso em seis cidades do Nordeste e Norte: Salvador (BA), Juarez Távora (PB), Viçosa do Ceará (CE), Imperatriz (MA), Belém (PA) e Manaus (AM). Para isso, partimos das seguintes hipóteses: i) o nível de endividamento das mulheres das classes populares e suas famílias se aprofundou durante a pandemia, apesar do pagamento do Auxílio Emergencial a parte significativa da população durante parte de 2020 e 2021 e ii) parte importante desse endividamento estava vinculada ao atendimento de necessidades básicas das famílias, como despesas com alimentação, saúde, luz, gás, água, transporte e moradia. Rodas de conversa e entrevistas individuais foram realizadas com 37 mulheres entre novembro e dezembro de 2021. Os resultados da pesquisa corroboraram nossas hipóteses e a produção de dados nos forneceu um rico universo de informações quantitativas e, sobretudo, qualitativas sobre condições de vida e trabalho. dos participantes do estudo.

Austeridade, desigualdade e gênero

de Isabela Callegari

Interessante artigo sobre a importância do debate sobre a política fiscal e a perda de direitos que a austeridade fiscal significa na prática para a maior parte da população, sobretudo para as mulheres, principais responsáveis pelos cuidados na sociedade.

Todos os dias recebemos informações da mídia sobre o suposto imperativo de cortar gastos públicos. Esses cortes são legitimados a partir de premissas ideológicas apresentadas como meras constatações numéricas e técnicas. Assim, a retórica dominante cita com ar de pesar os impactos dos cortes na vida da população, ao mesmo tempo em que as medidas de austeridade são saudadas como políticas econômicas corretas e corajosas. Neste artigo, a autora Isabela Callegari apresenta alguns dos principais fundamentos da austeridade fiscal, sua imprecisão técnica diante da natureza do dinheiro moderno e do sistema monetário contemporâneo, e seus impactos concretos na vida da população, especialmente na vida das mulheres, que são responsáveis ​​por quase todo o trabalho de cuidado não remunerado na sociedade. Estes são duplamente penalizados no paradigma neoliberal, pelo retrocesso nos serviços e nas políticas públicas, de um lado, e pelo aumento do desemprego e da precarização, de outro.

O artigo mostra a relação crucial entre a política fiscal e a efetivação dos direitos constitucionais, desmistificando a noção moral que estava ligada ao déficit e à dívida pública. Em seguida, percorre a conexão entre o direito ao cuidado e a democracia, teorizada pelo feminismo, e expõe os vieses machistas da teoria econômica hegemônica, que embasa as análises e políticas adotadas pelos governos. A segunda parte traz os fundamentos morais e avaliativos da ideia de austeridade fiscal, eixo fundamental do neoliberalismo. Na terceira, denotam-se alguns dos impactos recentes da austeridade na vida das mulheres brasileiras, com cortes de raça e classe, dada a imposição do mais rígido conjunto de regras fiscais do mundo, baseado na Lei do Teto de Gastos. Por fim, são apresentadas algumas das diretrizes econômicas e propostas de políticas públicas voltadas para uma sociedade verdadeiramente equânime, solidária e democrática.

Leia o texto na íntegra aqui, em português ou espanhol

La Red de Género y Comercio reúne a mujeres latinoamericanas interesadas en investigar y difundir los efectos diferenciales de las políticas económicas y los acuerdos comerciales, y los intereses que motorizan las corporaciones transnacionales y otros actores económicos y sociales en la región.

Envianos un Mensaje