Peligra el Sistema Nacional de Cuidados

Uruguay

El Sistema Nacional de Cuidados de Uruguay ha sido tomado como ejemplo en todo el mundo de un país que considera a los cuidados como una política de Estado. Sin embargo, en los últimos meses, numerosas organizaciones sociales y las instituciones que integran el Comité Consultivo de Cuidados manifestaron su preocupación por las medidas que el gobierno de Luis Lacalle Pou está tomando al respecto, a las que consideran un signo claro de desmantelamiento del Sistema.

Por ello publicaron una carta abierta que aquí reproducimos:

Carta abierta a la Junta Nacional de Cuidados, a la Secretaría Nacional de Cuidados y a toda la ciudadanía

Desde las organizaciones sociales e instituciones que conformamos el Comité Consultivo de Cuidados, queremos expresar nuestra inmensa preocupación por la situación que atraviesa el Sistema Nacional Integrado de Cuidados en Uruguay (SNIC).

En primer lugar, el Comité Consultivo de Cuidados fue creado en el 2015 a partir de la Ley Nro 19.353 y agrupa a representantes del sector académico, de trabajadores y trabajadoras, de la sociedad civil y de los prestadores de servicios de cuidado. Este organismo tiene como objetivo «asesorar a la Secretaría Nacional de Cuidados, sobre las mejores prácticas conducentes al cumplimiento de los objetivos, políticas y estrategias correspondientes al SNIC».

Desde su creación este órgano ha velado por el cumplimiento de los objetivos de la Ley, aportando con el conocimiento acumulado en los ámbitos de representación. Un órgano como el Comité Consultivo de Cuidados es central para cualquier gobierno que considere relevante la participación ciudadana en todos los temas de interés porque implica tener voz en el diseño, implementación y evaluación de una política tan central como los cuidados para el bienestar y el desarrollo económico y social del país. La importancia de la participación ciudadana es clave para la construcción de sociedades más democráticas, pensar la política pública como una acción que se construye colectivamente debería ser prioridad para cualquier gobierno.

Es por esto, que nos sentimos en la obligación de dirigirnos a la ciudadanía para expresar nuestra preocupación con la situación que estamos atravesando debido a los cambios que se están produciendo en el SNIC, de forma de hacer escuchar la voz de la ciudadanía organizada y al mismo tiempo comprender cuál es el rumbo que orientará al Sistema.

En segundo lugar, la ley otorga 120 días a la Secretaría Nacional de Cuidados para elevar el nuevo Plan Nacional de Cuidados para el período 2021-2025, ese plazo venció sin ninguna propuesta sobre los contenidos de dicho plan. No hemos tenido comunicación sobre la construcción de dicho plan ni estamos participando del mismo como Consultivo.

Esto claramente va en contra de la participación ciudadana buscada por esta Ley consagrada por el parlamento nacional y la ciudadanía toda. Luego de definido el nuevo Plan debería aprobarse el presupuesto, condición fundamental, con lo cual, no solo está en peligro el Plan sino los recursos para que el SNIC siga en funcionamiento. No hay política pública que sobreviva sin presupuesto, entendemos que es fundamental que la asignación presupuestal -próxima a discutirse- le asigne recursos al Sistema.

En tercer lugar, preocupa la anunciada unificación de PRONADIS y el SNIC. Consideramos que esta medida representa no solo un debilitamiento institucional de las políticas de cuidado sino, más aún, un retroceso del desarrollo de las políticas sociales, por varias razones que explicaremos a continuación.

La población objetivo de PRONADIS y el SNIC no es la misma. La situación de dependencia no es análoga a la situación de discapacidad de una persona. El SNIC tiene cuatro poblaciones objetivos, y ninguna de ellas es la población con discapacidad per se, sino aquella que también está en situación de dependencia. La dependencia como lo define la Ley 19.353 es «el estado en que se encuentran las personas que requieren de la atención de otra u otras personas o ayudas importantes para realizar actividades básicas y satisfacer necesidades de la vida diaria».

Ni toda la población en situación de dependencia es población con discapacidad (ya que también por ejemplo están los/as niños que son dependientes en función de su edad) ni todas las personas con discapacidad están en situación de dependencia ya que muchas de ellas, pueden realizar sin ayudas las actividades de la vida diaria. De hecho, según la Ley 18.651, una persona con discapacidad es aquella que «padezca o presente una alteración funcional permanente o prolongada, física (motriz, sensorial, orgánica, visceral) o mental (intelectual y/o psíquica) que en relación a su edad y medio social implique desventajas considerables para su integración familiar, social, educacional o laboral».

Otro punto de diferencia son los objetivos de una y otra política, los cuales están relacionados con la jerarquía institucional que tiene cada uno de ellos dentro del Estado. En el caso de PRONADIS es un programa dentro del Ministerio de Desarrollo Social y en acuerdo con la Comisión Nacional Honoraria de la Discapacidad, que tiene como fin promover la rehabilitación y la inclusión de las personas con discapacidad en el ámbito familiar, laboral, social, educativo y cultural.

Este no es el objeto del SNIC, que tiene una estructura organizacional que trasciende al Ministerio de Desarrollo Social, que es uno de los actores principales pero no el único, sino que por el contrario incluye a los Ministerios de Educación y Cultura, de Trabajo y Seguridad Social, de Salud Pública, de Economía y Finanzas, a la Oficina de Planeamiento y Presupuesto, al Consejo Directivo Central de la Administración Nacional de Educación Pública, al Banco de Previsión Social, al Instituto del Niño y Adolescente del Uruguay y al Congreso de Intendentes. El objetivo del SNIC, al contrario del PRONADIS, es proveer, regular y articular servicios y prestaciones de cuidado a la población en situación de dependencia así como reconocer y valorizar a la población cuidadora.

En definitiva, las diferencias señaladas nos enfrentan a una gran incertidumbre que refiere a la inconsistencia de esta fusión y a la posibilidad real de que el SNIC cumpla con los objetivos que plantea la Ley y más aún con la construcción de un modelo corresponsable entre Estado, mercado, comunidad, familias y varones y mujeres, en la provisión de los cuidados.

Como Comité Consultivo manifestamos nuestra insatisfacción con el proceso de comunicación y la falta de intercambios y justificación de las decisiones tomadas y solicitamos urgentes explicaciones a las autoridades del Ministerio de Desarrollo Social y a la Junta Nacional de Cuidados quienes anunciaron a través de la prensa estos cambios.

Seguimos creyendo que un Sistema de Cuidados fuerte construirá un mejor país para todos y todas, y que ello sólo es posible con la participación de los actores involucrados. Tenemos la esperanza que el gobierno logre visualizar la importancia que tiene y lo priorice.

Por el Comité Consultivo de Cuidados
ANONG CIEDUR FCPU
Comisión de cuidados del PITCNT ONAJPU
DELEGADAS DE LA UDELAR Red Pro Cuidados

«El cuidado comunitario en tiempos de pandemia… y más allá»

Publicación virtual

Ya está disponible

Versión en español

English Version

Ya está disponible la publicación «El cuidado comunitario en tiempos de pandemia… y más allá», que reúne todos los materiales (textos y videos) que formaron parte del Seminario virtual organizado por la Asociación Lola Mora y la Red de Género y Comercio Argentina, y que tuvo lugar entre el 4 y el 14 de junio.

En la publicación pueden encontrarse los textos de Norma Sanchís, Marisa Fournier, Carla Zibecchi, links a videos con las voces de las mismas cuidadoras comunitarias y de representantes de las políticas públicas, así como un compendio de las leyes y proyectos de ley de alcance nacional más relevantes relacionados con los cuidados.

El libro se puede leer aquí en español, o en su versión en inglés:

“Community care during pandemic times… and beyond”.  Norma Sanchís (compiler)

 

 

O Sistema financeiro e o endividamento das mulheres

Ebook

Livro disponível para download aquí

📌 O que é o extrativismo financeiro?

📌 Como o crescente endividamento popular é parte dessa expansão da fronteira de lucro hiperneoliberal?

📌 De que forma isso se conecta com a ilegalidade?

📌 E por que as mulheres, em particular, vêm sendo um forte alvo do endividamento nas populações?

De uns tempos pra cá, fala-se muito da “financeirização da vida”.  Mas o que isso significa?

📌 No livro “O sistema financeiro e o endividamento das mulheres” abordamos o assunto desde a perspectiva da economia feminista.

📌 Nosso objetivo é chamar a atenção para o modo como o capitalismo, na sua forma contemporânea, produz a expropriação financeira da sociedade e das mulheres em particular.

📌 O neoliberalismo avança sobre a esfera da reprodução social, estimulando o endividamento das famílias, que são cada vez mais chamadas a arcar sozinhas com o custo e as responsabilidades pela manutenção da vida.

📌 Na publicação, mostramos que estamos testemunhando uma transformação na lógica do endividamento público e privado.

Em um contexto de limitação dos gastos com políticas sociais, as mulheres, muitas delas chefas-de-família, vêm ocupando o lugar de garantia dos mínimos necessários para a sobrevivência das suas famílias. Os impactos sobre a captura financeira das políticas sociais, do acesso privatizado aos serviços públicos, do disciplinamento do mercado de trabalho são alguns deles.

📌 Correlacionar a ampliação recente do sistema financeiro com sua expansão ao interior da sociedade, e, em particular, com a perspectiva de endividamento das mulheres, nos permitirá lançar luzes sobre a desigualdade social e as novas maneiras da exploração do trabalho com base numa perspectiva de gênero.

«O Sistema Financeiro e o Endividamento das Mulheres»

Graciela Rodríguez (org.)

Autores:

Verónica Gago (AR), Luci Cavallero (AR), Lili Carvalho, Paula Sarno, Tatiana Oliveira e Fernando Amorim

 

Lançamento online a publicação com a participação das autoras/es:

https://www.youtube.com/institutoequit

 

Las feministas y los desafíos en américa latina: pandemia, tecnología, cuidados

Seminario virtual

Ciedur y la Red de Género y Comercio les invitan al seminario virtual:

LAS FEMINISTAS Y LOS DESAFÍOS EN AMÉRICA LATINA: PANDEMIA, TECNOLOGÍA, CUIDADOS.

Del 22 de junio al 3 de julio de 2020

Inscribite aquí

Más info

En el marco de los cambios generados por la pandemia a nivel regional y en Uruguay, observamos un nuevo impulso tecnológico transformador que, junto a las tendencias estructurales dadas por la evolución demográfica y los cambios sociales y culturales, afectan directamente al futuro del trabajo. Desde una perspectiva feminista, nos referimos al trabajo como un concepto amplio y no acotado al que se realiza fuera del hogar a cambio de un salario. Nos interrogamos sobre el impacto que este contexto repentino podrá tener en el empoderamiento económico de las mujeres, en las desigualdades de género en el mercado laboral y en la división del tiempo del trabajo no remunerado a la interna de los hogares.

En este escenario de crisis multidimensional, la discusión, la reflexión y el intercambio de ideas se vuelve fundamental para la construcción de respuestas colectivas y feministas. Siempre se consideró que el trabajo remunerado es el eje que estructura la vida de la gente, pero ¿para las mujeres ha sido realmente así? ¿Los cambios en el mundo del trabajo remunerado facilitarán la conciliación con el trabajo no remunerado a varones y mujeres? ¿Cómo afectan estas transformaciones a las mujeres en el contexto de la pandemia? ¿Qué pasa cuando la línea que separa el trabajo de la vida doméstica se difumina? ¿En qué momento dejamos de trabajar, o alternativamente, de cuidar?

Por otro lado, en el futuro cercano, ¿habrá trabajo para todos y todas quienes quieran o necesiten trabajar? ¿Qué tipo de trabajos y en qué condiciones? Existe consenso en que la formación profesional y la capacitación laboral jugarán un papel clave en los años venideros para ajustar las competencias de las y los trabajadores a las nuevas demandas del mercado laboral. ¿Qué especificidades deben considerarse para el caso de las mujeres trabajadoras, y de las mujeres jóvenes?

El escenario del futuro del trabajo es una realidad en construcción en la cual las acciones de los trabajadores, las empresas, los estados, la sociedad civil y las comunidades son parte fundamental de su diseño. Estos actores sociales, ¿ubican entre sus preocupaciones sobre los cambios en el mercado laboral, la desigualdad de género como un problema central? ¿Han desarrollado propuestas específicas para abordar esa problemática? ¿Cuáles son los mayores obstáculos para diseñarlas o bien, implementarlas? ¿Cuál es el rol de los actores comunitarios en la construcción de políticas de cuidado?

Los objetivos del seminario consisten en que, con base en lecturas, exposiciones de expertas y los conocimientos y experiencia de las y los participantes, podamos reflexionar y compartir ideas sobre las tensiones que caracterizan la coyuntura debido a diversos factores: sanitarios, económicos, sociales, culturales y tecnológicos, y los desafíos que enfrentamos mirando hacia adelante.

Estarán disponibles entrevistas a expertas, material bibliográfico y se abrirá un foro de discusión moderado por la organización del seminario.

 

PROGRAMA

Presentación

Alma Espino – Economista. CIEDUR. Red de Género y Comercio (Uruguay).

 

Módulo 1: Empleo, trabajo y cambio tecnológico

El uso de las nuevas tecnologías que se viene implementado se amplió y profundizó con la pandemia y como esta misma “sin aviso”. Esto ha repercutido en el mundo del trabajo y en la vida personal y cotidiana. Vamos a considerar dos perspectivas para conversar sobre este asunto.

Exponen:

  • Sofía Scaserra – Economista. Instituto del Mundo del Trabajo Julio Godio. Universidad Nacional de Tres de Febrero (Argentina).
  • Daniela de los Santos – Socióloga. CIEDUR. Red de Género y Comercio (Uruguay).

 

Módulo 2: La economía del cuidado en la pandemia

Las medidas impulsadas por el gobierno uruguayo tendieron a impedir los contagios del COVID 19 mediante el fomento del aislamiento voluntario en los hogares y a aliviar la falta de ingresos laborales por el cierre de numerosas actividades económicas con distintas intervenciones de política. Por un lado, la crisis sanitaria provocada por la propagación del coronavirus ha puesto de relieve de manera dramática la cuestión de los cuidados. Por otro, la vulnerabilidad de las mujeres y los hogares en términos económicos se ha agravado.

Exponen:

  • Soledad Salvador – Máster en Economía. CIEDUR. Red de Género y Comercio (Uruguay).
  • Norma Sanchís – Socióloga. Asociación Lola Mora. Red de Género y Comercio (Argentina).
  • Magdalena Furtado – Economista. Representante ONU Mujeres Uruguay. 

 

Módulo 3 (final): Desafíos para la igualdad

¿Qué desafíos enfrentamos para avanzar hacia la igualdad en el mercado laboral y en la corresponsabilidad en los cuidados, considerando el contexto actual?

Distintas perspectivas para enfrentar desafíos

  • Natalia Da Silva – en Estadística. Instituto de Estadística (IESTA-FCEA), UDELAR (Uruguay).
  • Nicole Bidegain – Socióloga. Oficial de Asuntos Sociales de la División de Asuntos de Género de la CEPAL.
  • Paola Azar – Dra. en Economía y Máster en Historia Económica. Instituto de Economía (IECON – FCEA), UDELAR (Uruguay).
  • Alma Espino – CIEDUR. Red de Género y Comercio (Uruguay).

 

Duración: 2 semanas

Carga horaria estimada de todo el curso: 15 horas

Del 22 de junio al 3 de julio de 2020

Inscripción gratuita aquí: https://bit.ly/3cXXNi6

Organiza: Ciedur y Red de Género y Comercio.

O Sistema financeiro e o endividamento das mulheres

Lançamento do Ebook

Terça-feira, 16/06 às 17:30

link para assistir ao debate

Livro disponível para download aquí

 

📌 O que é o extrativismo financeiro?

📌 Como o crescente endividamento popular é parte dessa expansão da fronteira de lucro hiperneoliberal?

📌 De que forma isso se conecta com a ilegalidade?

📌 E por que as mulheres, em particular, vêm sendo um forte alvo do endividamento nas populações?

 

🎯 Para esmiuçar essas questões é preciso visitar as lutas, ações e táticas de vida de quem vivencia e resiste na cotidianidade às ofensivas do sistema financeiro em ação.

🎯 Na tentativa de compreender mais profundamente essas questões, o I. Equit lança online a publicação «O Sistema Financeiro e o Endividamento das Mulheres», e conta com a participação das autoras/es para debater ao vivo as temáticas.

Debate com as/os autores Verónica Gago (AR), Luci Cavallero (AR), Lili Carvalho, Paula Sarno, Tatiana Oliveira e Fernando Amorim

Moderaçao: Graciela Rodríguez

👇🏽👇🏽

Terça-feira, 16/06 às 17:30

https://www.youtube.com/institutoequit

 

O LIVRO

DESCARGAR EL LIBRO

De uns tempos pra cá, fala-se muito da “financeirização da vida”.  Mas o que isso significa?

📌 No livro “O sistema financeiro e o endividamento das mulheres” abordamos o assunto desde a perspectiva da economia feminista.

📌 Nosso objetivo é chamar a atenção para o modo como o capitalismo, na sua forma contemporânea, produz a expropriação financeira da sociedade e das mulheres em particular.

📌 O neoliberalismo avança sobre a esfera da reprodução social, estimulando o endividamento das famílias, que são cada vez mais chamadas a arcar sozinhas com o custo e as responsabilidades pela manutenção da vida.

📌 Na publicação, mostramos que estamos testemunhando uma transformação na lógica do endividamento público e privado.

Em um contexto de limitação dos gastos com políticas sociais, as mulheres, muitas delas chefas-de-família, vêm ocupando o lugar de garantia dos mínimos necessários para a sobrevivência das suas famílias. Os impactos sobre a captura financeira das políticas sociais, do acesso privatizado aos serviços públicos, do disciplinamento do mercado de trabalho são alguns deles.

📌 Correlacionar a ampliação recente do sistema financeiro com sua expansão ao interior da sociedade, e, em particular, com a perspectiva de endividamento das mulheres, nos permitirá lançar luzes sobre a desigualdade social e as novas maneiras da exploração do trabalho com base numa perspectiva de gênero.

📌 Também contribui para analisar suas correlações com um novo tipo de sociedades precarizadas, e ao mesmo tempo autoritárias, que vêm sendo formatadas.

Declaración por el espionaje ilegal a compañerxs

El gobierno de Macri espió ilegalmente a cientos de personas cuando se reunieron la OMC y el G20 en Argentina
¡Delito es espiar!
Repudiamos el espionaje ilegal realizado durante el gobierno de Mauricio Macri sobre compañeroxs de nuestra Asamblea que en 2017 dedicaron cientos de horas de sus vidas a hacer formación sobre la globalización económica, la #OMC y el libre comercio #TLC.
Declaración de la Asamblea Argentina Mejor sin TLC:
DECLARACIÓN

Rechazamos el espionaje ilegal contra referentes sociales, académicos, periodistas y activistas que nos movilizamos contra las agendas neoliberales de la OMC, el G20 y los TLC

La Asamblea Argentina Mejor sin TLC, conjunto de organizaciones y personas que fue una de las impulsoras de la “Confluencia Fuera OMC” y de la “Confluencia Fuera G20-FMI” durante los años 2017 y 2018, y actual Capítulo Argentino de la Plataforma América Latina Mejor sin TLC, repudia enérgicamente las acciones de espionaje ilegales cometidas contra nuestros/as/es compañeros/as/es Luciana Ghiotto, Federico Whalberg, Mariano Treacy, Mariela Bacigalupo, José María Di Bello, Javier Echaide, Leandro Morgenfeld, Maria Lorena Di Giano, Francisco J. Cantamutto, Cintia Giménez e Ignacio Rodríguez, entre otros/as/es, así como hacia nuestra Asamblea junto con otros/as/es referentes sociales, académicos, periodistas y activistas llevado a cabo por la Agencia Federal de Inteligencia (AFI) durante la administración de Mauricio Macri.

La Asamblea Argentina Mejor sin TLC realizó durante 2017 y 2018 actividades públicas de debate y participación democrática y abierta a lo largo de esos años para expresar nuestro posicionamiento en contra de las agendas neoliberales promovidas y ejecutadas por la Organización Mundial del Comercio (OMC) y la Cumbre del G20. Nuestras actividades, así como nuestras voces, jamás ocultaron nuestro abierto rechazo a las políticas de liberalización comercial, explotación económica y social que denunciamos públicamente siempre y sin ocultamientos.

Al contrario de esto, bajo orden del ex presidente Mauricio Macri y su Ministra de Seguridad por ese entonces, Patricia Bullrich, los responsables de la AFI realizaron actividades de espionaje ilegal ocultas del conocimiento público y que ahora salen a la luz. Nosotres nunca tuvimos algo que ocultar, pero ellos sí. Este accionar constituye una violación a los derechos a la intimidad, a la libertad de expresión, al de asociarse, al de peticionar libremente ante las autoridades y manifestarse, a la libertad de prensa, al derecho a desempeñar el trabajo, en suma: libertades civiles y sociales que los sectores de poder se suelen embanderar pero que no tienen tapujos de violentar al momento en que las organizaciones sociales resuelven hacer algo tan simple como decirles algunas cuantas verdades subjetivas a la cara. Esto muestra, además, el carácter anti-democrático de las negociaciones de los Tratados de Libre Comercio, realizadas no sólo en el mayor de los secretismos -excluyendo a las organizaciones populares-, sino también espiando a quienes denunciamos esa falta de transparencia.

Por ende, Exigimos a las autoridades que se dé acceso  a las víctimas a la información que tiene la AFI a través de los trabajos de esa inteligencia ilegal para que las personas afectadas sepan cómo fueron amenazados y/o violentados sus derechos, y llamamos a las organizaciones de derechos humanos, organizaciones políticas, sindicales, sociales, a las instituciones académicas y científicas de las que las personas afectadas pertenecen a que se solidaricen y repudien este accionar de la Agencia Federal de Inteligencia durante la administración de Mauricio Macri.

Asamblea Argentina Mejor sin TLC

6 de junio de 2020

Ingresar al Seminario virtual

El cuidado comunitario en tiempos de pandemia… y más allá

4 al 14 de junio de 2020

Cómo ingresar y acceder a los materiales

Previa inscripción en este formulario, recibirás una confirmación con nombre de usuario (tu email completo) y una clave (123456 que deberás cambiar la primera vez que entres).

Con ese usuario y clave tenés que ingresar a la plataforma del Seminario: ya están disponibles los materiales del Módulo 1 (videos y textos de Norma Sanchís y de Marisa Fournier).

 

¿Cómo intervenir en el Foro?

Para poder leer e intervenir en el foro tenés que clickear en el título “Foro abierto Módulo 1, 2 o 3” (que está debajo del listado de contenidos del módulo).

El Foro del Módulo 1 ya está abierto.

Dentro del Foro podés: presentar un nuevo tema de discusión, responder comentarios o buscar cosas que se hayan hablado. Se hace de la siguiente manera:

  • Nuevo tema de discusión: hay un botón naranja que dice “Añadir un nuevo tema de discusión”, clickear ahí. Se va a desplegar una página para escribir un mensaje donde hay que poner un título al tema y debajo el comentario. Al terminar clickear “enviar al foro.
  • Responder comentario: clickear sobre el tema que se quiere responder. Debajo del mensaje aparece en letras naranja “responder”, clickear aquí. Escribir la respuesta y poner “enviar”
  • Buscar: arriba a la derecha hay un botón que dice “buscar en los foros”. Al lado hay una barra blanca, clickear ahí y escribir lo que se quiere buscar. Apretar enter o clickear en el botón naranja de “buscar en los foros”

 

PROGRAMA (descargar)


1. La perspectiva conceptual

¿Qué motiva la invisibilidad del cuidado en la comunidad? ¿Qué reconfiguraciones aporta la dimensión comunitaria del cuidado a los significados usualmente utilizados? ¿En qué medida esta temática articula el enfoque de la Economía Social con la Economía del Cuidado?

4 de Junio *

Norma Sanchís – Asociación Lola Mora, Red de Género y Comercio.

Marisa Fournier – Instituto del Conurbano, Universidad Nacional de General Sarmiento.

2. La perspectiva de las cuidadoras

¿En qué medida son socialmente consideradas como trabajadoras? ¿Cuáles son los significados que el trabajo comunitario aporta a las cuidadoras? ¿Qué derechos, instancias organizativas y componentes de politización están en su horizonte? ¿Cómo se insertan estas ocupaciones en escenarios futuros del mundo del trabajo?

8 de Junio *

Carla Zibecchi – Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires y Universidad Nacional de Tres de Febrero – CONICET.

Testimonios de cuidadoras comunitarias.

3. La perspectiva de las políticas

¿Qué propuestas desde el Estado hacia el sector de cuidados comunitarios?  ¿Qué políticas sociales están incluyendo en su diseño e implementación la acción de las organizaciones sociales en materia de cuidados? ¿Qué proyectos legislativos se relacionan con el tema?

11 de Junio *

Lucía Cirmi Obón – Directora Nacional de Políticas de Cuidado, Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad de la Nación.

Zaida Chmaruk – Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES)

Carolina Brandariz – Directora de Cuidados Integrales, Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.

Cristina Alvarez Rodríguez – Diputada Nacional

Claudia Lazzaro – Directora de Políticas para la Equidad Laboral, Formación para el Trabajo y Políticas del Cuidado. Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género, y Diversidad Sexual, provincia de Buenos Aires

Modera: Mariana Iturriza – Asociación Lola Mora, Red de Género y Comercio

 

* El foro de discusión estará abierto durante dos días. Los materiales quedarán disponibles en la plataforma.

El cuidado comunitario en tiempos de pandemia… y más allá

SEMINARIO VIRTUAL

El cuidado comunitario en tiempos de pandemia… y más allá

4 al 14 de junio de 2020

Seminario virtual en tres módulos

Inscripción gratuita aquí

PROGRAMA (descargar)
A partir de la crisis del coronavirus emerge de manera dramática la cuestión de los cuidados de personas dependientes y poblaciones vulnerables. Las circunstancias del contexto de la pandemia provocan una dedicación mayúscula de familias (y mujeres) en aislamiento en muchos sectores, y de esfuerzos comunitarios extraordinarios en barriadas y poblaciones en condiciones de pobreza. En todos los casos el protagonismo de la acción sigue estando en manos de mujeres, aunque habrá que estudiar más a fondo si las condiciones de cuarentena impactaron de alguna manera en la distribución por género.

La rica y nutrida bibliografía sobre las demandas y resolución de los cuidados en América Latina pone en general el énfasis en la acción de las familias y el papel central de las mujeres. El mercado, sobre todo la tercerización y transferencia de la carga de cuidado entre mujeres de distintos estratos sociales y diferente origen geográfico, es asimismo motivo de análisis y debates.  También se analiza exhaustivamente el rol del Estado y las distintas estrategias de políticas sociales que inciden en la pobreza y la desigualdad a través de la protección (o desprotección) social de poblaciones vulnerables.

Sin embargo, el cuarto vértice de este rombo de confluencias de cuidados, también hegemonizado por mujeres, es la acción de la organización comunitaria. Esta área no es tan visible ni ha concitado la atención de estudio y análisis de una manera equivalente al resto. En parte porque actúa muchas veces de manera inorgánica, desinstitucionalizada, en parte porque es subsidiaria de políticas gubernamentales y queda subsumido en ellas, y en parte posiblemente también porque es una acción referenciada solo a sectores sociales de menores ingresos y de base territorial, no generalizable a estratos sociales superiores.

El contexto de la pandemia que atraviesa el mundo actual, es propicio para reflexionar sobre esta instancia desde varias perspectivas:

1. La perspectiva conceptual

¿Qué motiva la invisibilidad del cuidado en la comunidad? ¿Qué reconfiguraciones aporta la dimensión comunitaria del cuidado a los significados usualmente utilizados? ¿En qué medida esta temática articula el enfoque de la Economía Social con la Economía del Cuidado?

4 de Junio *

Norma Sanchís – Asociación Lola Mora, Red de Género y Comercio.

Marisa Fournier – Instituto del Conurbano, Universidad Nacional de General Sarmiento.

2. La perspectiva de las cuidadoras

¿En qué medida son socialmente consideradas como trabajadoras? ¿Cuáles son los significados que el trabajo comunitario aporta a las cuidadoras? ¿Qué derechos, instancias organizativas y componentes de politización están en su horizonte? ¿Cómo se insertan estas ocupaciones en escenarios futuros del mundo del trabajo?

8 de Junio *

Carla Zibecchi – Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires y Universidad Nacional de Tres de Febrero – CONICET.

Testimonios de cuidadoras comunitarias.

3. La perspectiva de las políticas

¿Qué propuestas desde el Estado hacia el sector de cuidados comunitarios?  ¿Qué políticas sociales están incluyendo en su diseño e implementación la acción de las organizaciones sociales en materia de cuidados? ¿Qué proyectos legislativos se relacionan con el tema?

11 de Junio *

Lucía Cirmi Obón – Directora Nacional de Políticas de Cuidado, Ministerio de las Mujeres, Género y Diversidad de la Nación.

Zaida Chmaruk – Instituto Nacional de Asociativismo y Economía Social (INAES)

Carolina Brandariz – Directora de Cuidados Integrales, Ministerio de Desarrollo Social de la Nación.

Cristina Alvarez Rodríguez – Diputada Nacional

Claudia Lazzaro – Directora de Políticas para la Equidad Laboral, Formación para el Trabajo y Políticas del Cuidado. Ministerio de las Mujeres, Políticas de Género, y Diversidad Sexual, provincia de Buenos Aires

 

Modera: Mariana Iturriza – Asociación Lola Mora, Red de Género y Comercio

 

* El foro de discusión estará abierto durante dos días. Los materiales quedarán disponibles en la plataforma.

DESAFÍOS DEL FUTURO DEL TRABAJO PARA LA IGUALDAD DE GÉNERO

EN EL MARCO DE LA PANDEMIA

WEBINAR – 26 de mayo 17 hs.

Ciedur y la Casa de la Mujer de la Unión les invitan a reflexionar y debatir en el webinar: Desafíos del futuro del trabajo para la igualdad de género en el marco de la pandemia

El encuentro virtual será por Zoom este martes 26 de mayo a las 17.00 hs (hora de Montevideo) Para poder ser parte es necesario inscribirse en este enlace

Como consecuencia de los cambios generados por la pandemia a nivel mundial observamos un nuevo impulso transformador tecnológico, que junto a las tendencias estructurales dadas por la evolución demográfica, los cambios sociales y culturales, afectan directamente al futuro del trabajo. En este contexto invitamos a reflexionar sobre el impacto en el empoderamiento económico de las mujeres y las desigualdades de género.

¿Cómo afectarán los cambios en el trabajo remunerado sobre el trabajo no remunerado en varones y en mujeres?   ¿Cómo afectan estas problemáticas a las mujeres en el contexto de la pandemia?

¿Habrá trabajo para todas las personas que necesiten o quieran trabajar? ¿Qué tipo de trabajos y en qué condiciones? ¿Cambiarán las relaciones laborales como las conocemos?

¿La desigualdad de género es un problema central para los trabajadores, las empresas, los estados y la sociedad civil?

¿Han desarrollado propuestas específicas para abordar esa problemática? ¿Cuáles son los mayores obstáculos para diseñarlas o bien, implementarlas?

El encuentro virtual será por Zoom este martes 26 de mayo a las 17.00 hs. Para poder ser parte es necesario inscribirse en este enlace: https://bit.ly/3bVajy9

Superar esta crisis requiere una ética del cuidado

Graciela Rodriguez y Tatiana Oliveira*

Ler em portugues

Read in english

La aparición del covid-19 como una pandemia mundial nos ha puesto en medio a una gran crisis de salud y una crisis civilizatoria. En este contexto, el gobierno brasileño continuó diciendo que la población debería elegir entre salvar la economía o sus vidas. En una economía de mercado, el objetivo es el beneficio, no las personas. Sin embargo, la economía está hecha por personas y no existe sin ellas. Superar esta crisis requiere poner la vida en el centro de nuestras preocupaciones y rehacer la red de cuidado comunitaria, que fue destruida por el neoliberalismo.

 

La economía está hecha por personas y solo existe con ellas

Este es uno de los ejes del pensamiento económico propuesto por las feministas. Para el feminismo, la economía es un modo de organización social que se caracteriza por la interdependencia de las personas entre ellas y entre ellas y la naturaleza.

No es posible imaginar que una economía pueda desarrollarse independientemente de las personas. El simple hecho de que la relación entre economía y vida pueda presentarse públicamente como un dilema, establece el tono para el desafío que tenemos ante nosotros. El Covid-19 nos obliga a enfrentar la brutalidad del neoliberalismo.

Si desde un punto de vista retórico lo que podemos escuchar es el choque entre economía y vida, presentadas como rivales, lo que parece estar en juego es la conversión forzada de la sensibilidad popular lejos de ideas como las de solidaridad y dignidad. La extrema derecha quiere destruir lo social.

En el capitalismo financiero, la economía se impone a la vida (de todos nosotros) como corolario de un viejo mecanismo de subordinación: la deuda. La deuda permite el consumo permanente y necesario para que funcione el capitalismo. Ya no son cadenas y látigos, cosas tangibles, que vienen para obligarnos, pero la deuda se impone como un código disciplinario sobre las relaciones sociales.

 

El neoliberalismo ha aumentado el número de personas que viven al margen del Estado

Durante la pandemia, el vacío de las calles o, por el contrario, la imagen de los cuerpos que, por necesidad absoluta, insisten en circular en ellas, muestra que el neoliberalismo ha aumentado el número de personas que viven en los márgenes del Estado, sin acceso a prácticamente ningún dispositivo de protección social.

En el siglo XX el trabajo fue el pilar sobre el cual el Estado pudo construir la estructura de las políticas de asistencia social. Pero la crisis salarial (el componente verdaderamente chino de esta crisis) y el aumento de la informalidad han creado un vacío protector frente al que todavía no tenemos respuestas. Por el momento, el resultado ha sido nada menos que precariedad, abandono y desolación.

El drama social que hace visible la crisis del coronavirus provoca una advertencia: es urgente repensar la concepción heredada del siglo pasado sobre el trabajo. Necesitamos entender, como las feministas, que la definición de todo trabajo que no se valora como tal, como en el caso de las tareas domésticas, indica los términos de una actualización de las formas de explotación. Esto significa que la forma de devaluación e invisibilidad del trabajo, así como la forma de opresión contra las minorías, eventualmente se transborda al resto de la sociedad.

La opresión contra las mujeres ha sido y es un laboratorio para la opresión contra la sociedad en general. La precariedad del trabajo es un movimiento continuo que está afectando a toda la sociedad. Solo podremos ofrecer respuestas a las diferentes configuraciones del trabajo si recurrimos a su dinámica de multiplicación. No existe una forma de trabajo, sino una proliferación cada vez mayor de modalidades de trabajo.

 

Bajo el neoliberalismo, el Estado se mueve hacia la frontera de la legalidad

El ataque a las democracias bajo el neoliberalismo es tan profundo como la destrucción de las instituciones que lo apoyan. No se trata solo de la extinción de los ministerios o la asfixia de acciones y políticas debido a la falta de recursos. Nos enfrentamos a una fuerte guerra de ideas y valores. Un ejemplo de esto es el terreno arenoso que define el límite entre legalidad e ilegalidad.

El neoliberalismo trabaja para normalizar prácticas que alguna vez se consideraron inmorales o ilegales en el pasado. Este es el caso de las nuevas formas de explotación laboral, como mencionamos, o la imposición de la deuda (personal, familiar) como instrumento de vigilancia y control («no pienses en una crisis, trabaja»).

Como el papel del gobierno ahora es gobernar la economía en estrecha relación con las corporaciones, dando forma al entorno empresarial para favorecer a los ricos, el Estado ahora tiene que adaptarse y formar parte de la ilegalidad. Aquí es donde lo legal y lo ilegal revelan su conexión intrínseca con la dimensión de poder que los define. Porque la fluidez de las concepciones sobre la ilegalidad revela, finalmente, quién está en el poder.

Cuando el Estado se mueve hacia la frontera de la legalidad, permite el desarrollo de lo que llamamos «capitalismo de la ilegalidad». La ilegalidad es un residuo de la desregulación. Al mismo tiempo, no se limita al desmantelamiento de las políticas sociales. Lo que este nuevo marco de legalidad / ilegalidad hace es crear un nuevo perímetro para la definición de lo humano, que determina qué cuerpos / territorios deben ser atendidos y cuáles pueden agotarse. La violencia es parte de la historia del capitalismo, como lo enseña Silvia Federici.

Hoy, somos testigos de la colusión entre la institucionalidad, el capital financiero y varios mecanismos criminales que van desde las mafias de toga hasta las milicias políticas o paramilitares. Por lo tanto, la recuperación del papel del estado pasa por una etapa turbia y sombría. La afiliación con la narcopolítica no termina con el liderazgo en la cumbre del gobierno en Brasil, sino que penetra en el Estado como una lógica del funcionamiento burocrático.

 

Esta es una crisis de la reproducción social, la solución es una ética del cuidado

Como Mariarosa Dalla Costa lo expresó muy bien en 1995, la esfera de la reproducción social de la vida revela «todos los pecados originales del modo de producción capitalista». Desde entonces, el capitalismo confirma y exacerba esta perspectiva. Lo que hace que la crisis de salud del coronavirus sea tan dramática es la fragilidad, en algunos casos ausencia, de políticas destinadas a mantener la vida.

Esta enfermedad, que no tiene protocolo de atención, ni vacunas, medicamentos o cura, hizo inevitable la fragilidad de la vida y expuso las dificultades de los gobiernos para responder a emergencias humanitarias, después de décadas de políticas austeras. Al mismo tiempo, es por eso que tenemos espacio para discutir un nuevo pacto social basado en una ética del cuidado.

Cuando, en la década de 1980 la economía feminista presentó la necesidad imperiosa de «poner la vida en el centro», no hizo nada más que poner atención en el escenario cotidiano, puntuando el tiempo y los ritmos de la vida, volviéndose al revés la lógica del beneficio primero. Las feministas desafían y replantean la economía como una ciencia social capaz de buscar las mejores formas de satisfacer las necesidades de las personas.

Este es el verdadero dilema que surge en el escenario actual, cuando los líderes mundiales como Trump, Boris Johnson o Bolsonaro logran que la idea de salvar economías sea aceptable, priorizando los intereses de las empresas y justificando la sobreexplotación de las personas. Inventar un mundo nuevo es una cuestión de vida o muerte.

Necesitamos reanudar la discusión sobre una ética del cuidado. De una manera sin precedentes, la importancia de los amplios sistemas de políticas públicas para la atención colectiva está fuera del marco del trabajo formal. Es, por lo tanto, el momento de reconocer las múltiples formas del trabajo, redefinir las ideas e insistir en formas de organización comunitaria, como lo enseña el ecofeminismo, en las que tenemos el desafío de encontrar soluciones locales para el funcionamiento cotidiano de la vida.

Esta pandemia puede ser la trágica oportunidad para que cuestionemos el modelo productivo y gubernamental actual con el fin de, finalmente, buscar un movimiento de cambio que abrace la lógica del cuidado. Superar esta crisis requiere enfrentar la vulnerabilidad, que nos constituye como seres humanos, y la ecodependencia, que nos une con la naturaleza.

Abril 2020

 

*Graciela Rodriguez es socióloga, feminista, coordinadora del Instituto EQÜIT e investigadora de la Red de Género y Comercio.
Tatiana Oliveira, Post-doctora en Relaciones Internacionales e investigadora en el grupo de trabajo Anticapitalismos y Sociabilidades Emergentes (ACySE / CLACSO).

La Red de Género y Comercio reúne a mujeres latinoamericanas interesadas en investigar y difundir los efectos diferenciales de las políticas económicas y los acuerdos comerciales, y los intereses que motorizan las corporaciones transnacionales y otros actores económicos y sociales en la región.

Envianos un Mensaje